COMUNICADO SOBRE LA AMPLIACIÓN DEL CENTRO DE SALUD DE EL PALO

01/12/2019

1. El Centro de Salud necesita una ampliación urgente.

El Centro de Salud de El Palo, uno de los primeros y por tanto más antiguo de Málaga, se ha quedado pequeño. Construido en 1985, ha pasado de atender una población de unas 26.000 personas con una pirámide poblacional joven, hasta las 35.581 que atiende actualmente con un perfil tendente al envejecimiento. De los 14 médicos, 11 enfermeros y otras ocho personas de servicio, se ha pasado a 35 médicos, 18 enfermeros y otras 22 personas de servicio. En conjunto, lo ocupaban inicialmente 33 profesionales, y ahora este número se ha elevado hasta 65 personas trabajando en el mismo espacio. Prácticamente el doble.

En este Centro, uno de los más prestigiosos de Málaga, se ofrecen además cursos para dejar el tabaco, preparación para el parto, relajación, habilidades sociales, cuidadores de

personas dependientes. También se ubica en el mismo el DCCU, el dispositivo de urgencias. Y se imparten servicios docentes: Clases para MIR, enfermería o auxiliares de clínica. El Centro de Salud está totalmente colmatado.

La falta de espacio es tan perentoria que hemos sabido, que hay graves dificultades para ampliar el equipo. Que no se ha podido instalar en sala específica un equipo de ecografía que incluso está allí, ni un retinógrafo que se ha tenido que llevar al Limonar.

2. El Palo no tiene solares para equipamientos.

Y necesita equipamientos. En 1963 este barrio estaba formado por más de un 65 % de terrenos de huertas, algunas

casas matas y tan solo dos agrupaciones de bloques: Los dos de las viviendas protegidas de calle Mar y los de final de calle Villafuerte.

El Plan General de 1970 definió al núcleo del Palo, como “Manzana cerrada densa”, dando lugar a una de las densidades edificatorias más altas de nuestra ciudad,

comparables con La Malagueta. Para agravar aún más la situación, los Avances Directores de Planeamiento (que eran los instrumentos para definir y conseguir los equipamientos

urbanos) no se pusieron en vigor. Como consecuencia de ello se concedieron licencias sobre todo el suelo urbano sin reservar ningún tipo de equipamientos: Ni zonas verdes, ni escolares, ni sociales. Un ejemplo: se construye el conjunto de 1.000 viviendas

Echeverría, similar a cualquiera de los pueblecitos de nuestra provincia, sobre los terrenos del campo de fútbol “San Estanislao”.

En 1980, solo 17 años después, el núcleo de El Palo esta macizado de bloques casi en su totalidad. Insistimos, sin ninguna reserva planeada de equipamientos.

En aquel marco, la primera Corporación democrática del Ayuntamiento, a petición de los vecinos anula la licencia de obra de los bloques de Dijuma. El tema va al juzgado y la Audiencia Provincial en una de las sentencias inaugurales del urbanismo social falla a favor de los vecinos y del Ayuntamiento. Tras la sentencia, la negociación con la promotora llevada a cabo por esta Asociación de Vecinos consigue la cesión de suelo para

un bloque de viviendas sociales y un solar donde se construiría el primer Centro de Salud de Málaga y un equipamiento de bomberos. Años más tarde los bomberos se trasladan y hoy ese espacio lo ocupan unas instalaciones de la Policía Local que cubren una función a nivel ciudad, pero no de barrio.

3. La Solución

Conocemos el barrio. Hemos buscado solares, revisado el Plan Genera, consultado el registro patrimonial de espacios municipales. Y no hay un sitio libre con capacidad para albergar un nuevo Centro de Salud. Por otra parte, este equipamiento debe estar centrado en el barrio. Recordemos que diariamente acuden al mismo más de 900 personas, la mayoría andando.

La única solución que hemos encontrado es trasladar las instalaciones colindantes de la Policía Local, al igual que antes se hizo con los bomberos, a un espacio mejor y más acorde

con el servicio que prestan, y ofrecer estos terrenos a la Consejería de Salud para que en los mismos se amplíe el Centro de Salud.

Llevamos más de cuatro años reclamando esta ampliación. Y hasta ahora nada se ha hecho.

El Ayuntamiento tiene que ceder el suelo, y la Junta construir.

Nos hemos entrevistado con todos los grupos municipales, quienes han mostrado su decisión para atender esta perentoria demanda social.

Si no se resuelve pronto esta ampliación, se estará consolidando la situación actual, impidiendo mejoras inmediatas, y condenando a toda la población de El Palo y parte del Distrito Este a sufrir graves deficiencias permanentes en la atención primaria de la salud.

4. Propuestas

1ª Que la Corporación Municipal, de forma INMEDIATA, ofrezca a la Junta de Andalucía la solución del suelo que permita la ampliación. Liberando el solar de la Policía Local u otra alternativa viable consensuada con la Junta y con los vecinos.

2ª Que la Corporación Municipal gestione la cesión de suelo en el mínimo plazo posible.

Por todo lo expuesto estamos convocando una concentración en la puerta del Centro de salud de El Palo el 11 de diciembre a las 11 horas.